18. Relajarse antes de acostarse

Establece un ritual relajante para ir a dormir. Leer, escuchar música suave, practicar ejercicios de relajación o tomar un baño o una ducha para eliminar tensiones. Si aun así no logras conciliar el sueño, concéntrate en pensamientos positivos y tranquilizantes.